12Agosto2022

Está aquí: Almería Información > Actualidad > Agricultura > Almería SmartAgriHub marca los puntos clave para un sector hortofrutícola competitivo
06 Mayo 2022 Escrito por 

Almería SmartAgriHub marca los puntos clave para un sector hortofrutícola competitivo

Almería SmartAgriHub, consorcio conformado por Coexphal, Cajamar, Hispatec y la Universidad de Almería (UAL), ha celebrado una jornada en la que agentes y representantes de varias empresas e instituciones expusieron una tormenta de ideas de iniciativas innovadoras, basadas principalmente en la digitalización para el sector hortofrutícola.

Entre los participantes se encontraban responsables de las áreas de innovación y de calidad, ingenieros, responsables de comunicación y marketing, ingenieros técnicos agrónomos y agricultores, todos ellos con un objetivo común: generar nuevas ideas y líneas de investigación para aportar soluciones y avances en el campo almeriense.

Victoria Cruz, responsable del CIT Coexphal, inició la jornada invitando a la participación y dando la bienvenida a los asistentes.

Juan Reca, catedrático de Ingeniería Hidraúlica de la UAL, indicó al comienzo que la Universidad de Almería tiene una clara orientación hacia la agricultura bajo invernadero. “Dentro de sus investigadores tienen más de 32 grupos de investigación en Ciambital. Todas las áreas de la cadena de valor agroalimentaria están recogidas en las líneas de I+D+i”.

Por su parte, Juanjo Hueso, especialista en Fruticultura de la Fundación Cajamar reafirmó “el gran vínculo de su institución al sector agroalimentario desde nuestros inicios, principalmente desarrollando tareas de innovación, investigación y transferencia. Y con todos los agentes del sector, tanto público como privado para ir creciendo e innovando”.

Finalmente, y antes de arrancar el debate, Laura López, responsable del área de I+D+i de Hispatec, aseguró que la innovación y la investigación son pilares básicos para Hispatec. “Buscamos y analizamos la digitalización y la interoperabilidad de los procesos, desde la semilla al consumidor, con la intención de tomar decisiones inteligentes que nos ofrezcan sobre todo sostenibilidad económica, social y medioambiental”.

Tres líneas de trabajo

Tres fueron las líneas principales expuestas en las que trabajar. Por un lado, los cultivos de invernadero, poniendo hincapié en el uso de las nuevas tecnologías; los nuevos valores añadidos en este campo como salud, sostenibilidad, bioeconomia y economía circular, y un tercer pilar de discusión: la competitividad, con el análisis de costes, el valor de los productos, la energía y herramientas tecnológicas, y por ende, la productividad.

En base a estas tres líneas de trabajo, los participantes se repartieron en tres grupos con la finalidad de crear un debate enfocado en la generación de nuevas líneas de innovación e investigación para abordar las necesidades presentes y futuras del sector hortofrutícola.

El primer grupo se focalizó en la importancia de la formación como aspecto fundamental y necesario para agricultor y técnico. Además, incidieron en la importancia de la comunicación y así romper el espacio que separa al agricultor del consumidor y poder acercar ambas figuras poniendo el enfásis en el método de producción, algo que pueden resolver eficientemente una figura nueva como los agroinfluencers.

El segundo grupo se centró en la apuesta saludable que representan los productos hortofrutícolas, y que el consumidor identifique y detecte que los productos de invernadero son altamente saludables y seguros, así como conocer el método de producción del invernadero. Asimismo, la gestión y valorización de los restos de cosecha y destrío, o la gran preocupación por los suelos y su cuidado, fueron otros de los grandes temas del debate.

El tercer grupo detectó la importancia de aplicar una estrategia en las cadenas de producción, incluyendo la robotización como un aspecto relevante del proceso. Y relacionado con los aspectos anteriores, la necesidad de una mejora de la imagen del sector, la lucha contra las fake news y hacer fuerza a través de las asociaciones empresarias.

Por todo ello, el uso de las redes sociales, tanto por parte del sector como desde el agricultor, fue una de las principales conclusiones de la jornada. Para los asistentes, hay que romper la barrera que aún existe entre sector y consumidor final para que pueda reconocer y tangibilizar de donde viene lo que llega hasta su mesa.

Esta iniciativa ha contado con el apoyo del grupo operativo GO Inverconec “del cultivo hasta el consumidor final” del que las cuatro entidades que forman el AlmeríaSmartAgriHub participan como miembros del proyecto. Este Grupo Operativo busca desarrollar una herramienta que sirva como integración de toda la información generada en una explotación. Se trata de un proyecto financiado por el Fondo Europeo Agrícola de Desarrollo Rural (FEADER) de la Unión Europea en un 80% y el Ministerio de Agricultura, Pesca y Alimentación (MAPA), en el marco del Programa Nacional de Desarrollo Rural 2014-2020 y gestionado por la Dirección General de Desarrollo Rural, Innovación y Formación Agroalimentaria (DGDRIFA). La iniciativa con una duración aproximada de 2 años se desarrollará hasta marzo de 2023 con un presupuesto total de 531.524,31 euros (referencia a la ayuda 44532).