Imprimir esta página
Manuel Vilas ofrece un pregón lleno de amor a la vida y pasión por la literatura
30 Abril 2021 Escrito por 

Manuel Vilas ofrece un pregón lleno de amor a la vida y pasión por la literatura

Con un excelente pregón del poeta y escritor oscense Manuel Vilas, la Feria del Libro de Almería abrió el miércoles sus puertas de manera oficial y así las mantendrá hasta el próximo domingo, 2 de mayo, como punto de encuentro de todos los actores del acto literario: autores, lectores, editores y libreros. Una fiesta de las letras que ha vivido su primer y brillante capítulo en el Centro Fundación Unicaja que ha sido el escenario de este acto inaugural, en el que han estado presentes tanto el concejal de Cultura y Educación del Ayuntamiento de Almería, Diego Cruz, como el director de la Feria, Manuel García Iborra, y numerosos representantes de otros colaboradores, como la delegada de Cultura de la Junta, Eloísa Cabrera, el diputado de Cultura y Cine, Manuel Guzmán, y también escritores, como el almeriense Juan Manuel Gil.

 En su bienvenida, Diego Cruz animó a los asistentes, y también televidentes puesto que el pregón se ha emitido en directo en los canales de YouTube y Facebook de Interalmería TV, “a disfrutar de la Feria del Libro después del obligado año de ausencia, queremos que la Feria del Libro vuelva a ser un apoyo para el sector del libro almeriense. Queremos que sea también un referente para todos los lectores, que en ella puedan encontrar sus libros, autores, libreros y editores preferidos. Porque Almería Es Cultura y es Cultura Segura, como venimos demostrando este año con nuestra programación de eventos”.

Presentando a Manuel Vilas, el director de la Feria, García Iborra, recordó que “fue desde el primer momento uno de los elegidos como pregonero para este año, porque es un autor de prestigio y porque ha logrado lo que muy pocos, como Antonio Gala o Ana María Matute, que siendo un magnífico y prestigioso autor, también es conocido a pie de calle, gracias a novelas que han sido todo un éxito como ‘España’ y ‘Ordesa’”.

Atendiendo antes a los medios de comunicación, Manuel Vilas calificó la programación de la Feria del Libro de “maravillosa y valiosa”. Y añadió que “me parece que es un esfuerzo maravilloso el querer hacerla presencial, el volver a sacar los libros a la calle, volver a hacer una programación para la gente. Los seres humanos somos sociales y en ellos nos reconocemos y nos reencontramos y la Cultura es fundamental para que haya civilización, progreso, modernidad… todos los valores que como ciudadanos nos implican”.

Pregón de Manuel Vilas

Antes de sumergirse en su pregón ‘Mis desvelos sobre el arte de la literatura, los libros y las pasiones’, Manuel Vilas celebró “la vuelta de la cultura a espacios naturales” con esta edición de la Feria del Libro. Un discurso inaugural en el que ha hecho una defensa de la literatura en términos de utilidad, pero también de pasión y enamoramiento, con incontables referencias a clásicos como García Lorca, Pasolini, Rimbaud, Pessoa, Shakespeare, Cervantes, Góngora, Kafka, Pérez Galdós, Montaigne, San Juan de la Cruz, Faulkner, Tolstoi o Poe.

“La vida, el amor, la muerte, la literatura. Todo forma parte de la mirada del escritor. Su mirada es todo de lo que acaba enamorándose. El gran enamoramiento de la vida lleva a ser escritor, como dice Tom Wolfe. Ser escritor es estar enamorado de la vida, como todo ser humano, pero al escritor le pasa que no se calla esa profunda admiración por la vida y acaba contándolo”, afirmó en uno de los momentos de su intervención.

Vilas habló del “compromiso ético del lector de libros. Leer a los clásicos que ya no están es tenderles una mano para que regresen al mundo, incluso para absorberlos. Los clásicos esperan de nosotros esperan una mirada enamorada. Estén donde estén y aunque sean solo nada, seguro que agradecen que los amemos”.

También hizo referencia a la pasada primavera, aseverando que “la literatura no funcionaba bien en mi cabeza durante el confinamiento porque la vida había dejado de existir. Y la palabra confinamiento es eufemística, porque es un encierro. Leer es un acto de futuro, porque quieres incorporar lo que lees a tu prospección de cara al futuro, por eso defiendo la utilidad de la literatura”.

Antes de finalizar, recordó su poema en prosa ‘Literatura’, dedicado a Enrique Vila-Matas y también ha habido referencias a la figura paterna, para concluir que “un libro puede recordarte que existe la belleza, la altísima belleza de la vida no podemos callarla y por eso existe la literatura. Leemos para buscar el libro que resuelva tu vida y probablemente no exista, pero hay que buscarlo. Por eso sigo leyendo a la búsqueda del gran tesoro”.