28Septiembre2020

Está aquí: Almería Información > Actualidad > Universidad > El Consejo Social de la UAL reconoce la excelencia de la comunidad universitaria

23 Enero 2020 Escrito por 

El Consejo Social de la UAL reconoce la excelencia de la comunidad universitaria

El emblemático Teatro Cervantes acogió la noche del pasado martes el acto de entrega de los Premios del Consejo Social 2019 de la Universidad de Almería, al que acudieron numerosas autoridades y representantes del mundo empresarial y social de la provincia.

“Esta noche, en el centro de la ciudad, estrechamos vínculos de la Universidad con la sociedad, reconociendo públicamente la excelente labor realizada por miembros de la comunidad universitaria en trasferencia del conocimiento, excelencia docente, innovación y emprendimiento”. Así daba la bienvenida al acto la presidenta del Consejo Social, Magdalena Cantero.

Además, señalaba que “con estos premios hacemos público nuestro reconocimiento a la Universidad, sin rendirnos a la autocomplacencia”, pues son muchos los “retos a los que debe enfrentarse la Universidad en nuestro país, muchos los cambios que deben acometerse, habida cuenta que nuestro futuro como país está ligado en gran medida a lo que suceda en nuestras universidades”.

Por su parte la secretaria general de Universidades de la Consejería de Economía, Conocimiento, Empresas y Universidad de la Junta de Andalucía, Rosa M.ª Ríos, puso en valor la importancia de este acto, ya que, según dijo “estos premios representan muy bien lo que los Consejos Sociales deben ser, una conexión ente la Universidad y sociedad” unos premios que “reflejan prácticamente todos los aspectos, que en mi opinión deben ser, una actividad académica”. Además, Rosa M.ª Ríos hizo una clara apuesta por fomentar aún mas la investigación, además de, expresar la necesidad potenciar la satisfacción y el orgullo de ser profesor tan necesario para dejar esa impronta en los alumnos.

La intervención del rector de la UAL, Carmelo Rodríguez cerró el acto felicitando a todos los premiados y afirmando que “estos galardones que el Consejo Social ha otorgado a las trayectorias investigadoras del personal de nuestra universidad visibilizan el esfuerzo y trabajo que los equipos de investigación realizan a diario en el campus universitario”.

El rector durante su intervención, afirmó que “la apuesta investigadora debe ser de calidad y no de cantidad, por ello, los investigadores son conscientes de que deben diseñar proyectos con enfoques especializados y cuyos resultados puedan transferirse a la sociedad”.

El acto de entrega de los premios fue conducido por el periodista Joaquín Segura, que tras la impresionante puesta en escena de la Orquesta de la UAL interpretando la fanfarria de la banda sonora de la película ‘Alatriste’, y posterior bienvenida de la presidenta del Consejo Social, procedió al llamamiento para hacer la entrega de los galardones.

Premiados

El primero de ellos reconoce la ‘Trayectoria de Jóvenes Investigadores’, en el ámbito de las áreas de Ciencias, Ciencias de la Salud, Ingeniería y Arquitectura que premia a M.ª Jesús Martínez Bueno por su labor investigadora en el sector agroalimentario de Andalucía; en el ámbito de las Ciencias Sociales y Jurídicas, Artes y Humanidades el galardón fue para Jose María Muyor Rodríguez por su trayectoria investigadora enfocada a actividad física y deporte, con el objetivo de mejorar el rendimiento y corrección postural de deportistas de cualquier nivel.

El grupo de investigación ‘CTS1024’, cuyo responsable es Enrique García Artero, ha sido premiado en la modalidad segunda, que distingue a los ‘Institutos y Grupos de Investigación’ que despunten por la creación, desarrollo y trasmisión crítica del saber, mediante la investigación de calidad y excelencia.

‘GTS1024’ está formado por profesores e investigadores en el área de las Ciencias de la Actividad Física y el Deporte, con destacados proyectos en el campo del ejercicio físico para la salud, consiguiendo mejorar la calidad de vida de personas con diversas patologías como son el cáncer de mama, fibromialgia y obesidad entre muchas otras. El responsable de este grupo de investigación es Enrique García Artero que recogió el galardón en nombre de todo su equipo.

El tercero de los premiados es el Departamento de Psicología de la Universidad de Almería, donde se reconoce a los ‘Departamentos de la UAL’ que se distinguen de manera especial por la calidad docente de su profesorado. Recogió el premio, la directora del departamento, M.ª Teresa Daza González, en representación de los 90 profesores y profesoras que realizan una excelente labor docente en todas las áreas que lo integran. Un departamento que imparte docencia en asignaturas de 14 grados y 13 másteres oficiales de la UAL.

El catedrático de la Universidad de Almería y presidente de la Fundación Poco Frecuente, Antonio Bañón Hernández es premiado dentro de la categoría a la ‘Labor del Personal Universitario’ que con su trabajo contribuyen al desarrollo social, cultural, económico o medioambiental de Almería y su provincia. Esta cuarta categoría tiene un marcado carácter solidario, ya que, la dotación económica del premio es cedida por el ganador a una asociación, fundación o entidad sin ánimo de lucro. La Fundación Poco Frecuente que investiga las enfermedades poco frecuentas con proyectos novedosos como la terapia génica, fue la elegida para recibir la donación del importe del premio.

La quinta categoría premia a aquellas ‘Iniciativas Emprendedoras’ que impulsen el espíritu emprendedor e innovador de estudiantes, titulados y personal de la UAL. Este premio, en su XVII edición, reconoce el mejor proyecto empresarial en la modalidad ‘Proyecto Innovador’ a ‘Virtual Reality High Ability Task’ (VR-HAT) que recogió el creador del proyecto Jose Antonio García Moreno; y en la modalidad ‘Proyecto Social’ a Thailō Bags recogió el galardón Carlos Vives en nombre de Juan Lisardo Delgado, fundador de Tahilo Bags.

Virtual Reality High, utiliza la realidad virtual para analizar la manera en la que los participantes realizan de forma eficaz tareas altamente demandantes, aportando grandes beneficios a la sociedad como la mejora de la memoria y rendimiento cognitivo, especialmente en etapas de adultez y vejez.

El proyecto más social, Thailo Bags, es una marca de mochilas hechas a mano con materiales naturales de gran calidad, por mujeres en exclusión social en Nepal. Fomentando así la fabricación de complementos de moda y accesorios de forma ética.

La sexta categoría, de carácter honorífico, que premia a ‘Empresas e Instituciones’ recae en Intouch Technologies INC por su contribución a la transferencia del conocimiento y a la proyección social de la Universidad de Almería.

Intouch Technogies en un proveedor líder de redes y servicios de telemedicina para la prestación de atención virtual de calidad en cualquier momento y lugar, que permite más de 130.000 encuentros anuales con 11.000 médicos y enfermeros con sede en Santa Bárbara, California.

Recogió el premio el investigador y colaborador con esta empresa en la Universidad de Almería, Jose Luis Blanco-Claraco.

Y por último el premio al ‘Espíritu Universitario y Valores Humanos’, a Emilio Lledó Íñigo, pensador y filósofo, catedrático de Historia de la Filosofía, miembro de la Real Academia de la Lengua Española y Premio Princesa de Asturias de la Comunicación y Humanidades 2015, al que se le atribuye este galardón de carácter honorífico por destacar durante toda su trayectoria el valor de las humanidades y de la educación, como virtudes de la sociedad en nuestro tiempo.

Todo un honor para El Consejo Social de la Universidad de Almería, tener a Emilio Lledó como galardonado en esta edición, y así lo demostraron en sus intervenciones, el rector de la UAL, la presidenta del Consejo Social y la secretaria general de Universidades, mostrando su admiración a tan ilustre pensador.

Al finalizar la entrega de premios, la brillante actuación de la Orquesta de la Universidad de Almería bajo la batuta de Juan José Navarro deleitó al público con piezas de George Bizet, Gustav Mahler, John Williams y Jean Sibelius. El broche final del concierto fue cuando los más de 300 asistentes que llenaron el Teatro Cervantes se pusieron en pie entonando el Gaudeamus Iguitur.