01Marzo2021

Está aquí: Almería Información > Actualidad > Agricultura > La nueva lonja de Roquetas de Mar, licitada por cerca de 2,3 millones de euros
15 Febrero 2021 Escrito por 

La nueva lonja de Roquetas de Mar, licitada por cerca de 2,3 millones de euros

La Consejería de Fomento, Infraestructuras y Ordenación del Territorio, a través de la Agencia Pública de Puertos de Andalucía (APPA), ha licitado las obras de construcción de un edificio multiusos y la urbanización del puerto de Roquetas de Mar por 2.286.201 euros.

Los trabajos tienen un plazo de ejecución previsto de doce meses, una vez que se inicien los trabajos, que están previstos para el segundo trimestre del año. Las empresas interesadas en presentar su oferta podrán hacerlo hasta el 5 de marzo a través de la plataforma SIREC y podrán consultar toda la información en la página web de APPA.

El proyecto, financiado al 80 por ciento por los fondos europeos Feder (Fondo Europeo de Desarrollo Regional), tiene como objetivo garantizar la integración del puerto de Roquetas con la ciudad y hacer más accesible las instalaciones portuarias para los vecinos y visitantes.

La actuación creará un edificio que amplíe la variedad de servicios que actualmente ofrece el puerto de Roquetas, tanto para el sector pesquero, como para el náutico recreativo, auxiliar y complementario, incorporando locales que puedan ofrecer servicios al área técnica, ligados a la actividad complementaria y espacios de apoyo al sector pesquero. Gran parte del espacio, que se va a reordenar y cuenta con más de 9.000 metros cuadrados, tiene un papel de espacio público de encuentro, de conexión puerto-ciudad y pone en valor el Castillo de Santa Ana. Se pretende que se den usos compatibles con la actividad náutico pesquera, garantizando siempre la funcionalidad de la actividad pesquera, varadero y auxiliares.

Para conseguir este objetivo se harán demoliciones de varios edificios para posteriormente reurbanizar las explanadas resultantes, dotando a todo el espacio de pavimentación, mobiliario, iluminación e incorporando medidas para mejorar la accesibilidad y seguridad en el espacio público.

Entre las actuaciones que se realizarán están la prolongación del paseo que discurre por el borde del cantil hasta alcanzar el nuevo edificio multiusos, ampliación de la bolsa de aparcamiento y reordenación de la zona de varadero, manteniendo su capacidad en número y tipo de embarcaciones, la posición del foso de varada y el cómputo total de su superficie, superior a los 2.000 metros cuadrados. Las instalaciones actuales de oficina y aseos se reubicarán en una zona acondicionada en el actual edificio de lonja, que también será utilizada como almacén por estas instalaciones.

Además se pavimentará y reordenará la plataforma de circulación, maniobra y zona carga y descarga, permitiendo la circulación hacia el espigón de Levante, el giro de camiones de 16 metros y el aparcamiento de carga y descarga y visitantes. Todo ello, cuidando que el diseño de este espacio y el tratamiento de sus materiales sean compatibles con las celebraciones de actos públicos que en determinadas épocas de año se realizan en la explanada entre la lonja y el Castillo de Santa Ana. Se trata de un espacio de gran importancia como lugar de encuentro público y celebración de actividades, que gana dimensión tras la demolición de los cuartos de armadores y tras la restauración del Castillo de Santa Ana y de la explanada de El Faro. El entorno de estos espacios con el puerto y la playa de la Romanilla ofrece un marco privilegiado del municipio, y un escenario inigualable.

Por último se potenciarán las conexiones con el Castillo de Santa Ana y el Espigón de Levante, mejorando la accesibilidad y seguridad en estos puntos. Para ello, tras la demolición de los cuartos de armadores se procederá a la restauración de los restos del muro que constituye el basamento del castillo y se construirá una rampa de subida a la plataforma superior del mismo.

En el nuevo edificio multiusos está previsto implantar la nueva lonja, compatibilizando en ella las actividades y circuitos profesionales con las de visitantes y turistas. Este nuevo espacio permitirá mejorar la seguridad y las condiciones de trabajo de los pescadores, aumentar la eficiencia energética, mejorar la calidad e incrementar el control y trazabilidad de los productos desembarcados y además contribuirá a visibilizar las labores que desarrollan los profesionales del sector.

La nueva lonja será posible gracias a la inclusión de este proyecto en los fondos FEMP (Fondo Europeo Marítimo y de Pesca) que gestiona la Consejería de Agricultura, Ganadería, Pesca y Desarrollo Sostenible y que hará posible la mejora de las infraestructuras pesqueras del puerto de Roquetas con una inversión de 724.269 euros. La nueva lonja del puerto de Roquetas contará con una sala de ventas, cámaras frigoríficas junto a la sala de manipulación del pescado y un acceso a profesionales y público junto al punto de venta, ambos espacios acristalados, para permitir la visualización desde el exterior a la sala de ventas. En la planta alta del edificio se localizarán espacios para un restaurante y las oficinas del operador de lonja.

Estas actuaciones se incluyen en el Plan Andalucía en Marcha 2020-2023 del Gobierno andaluz para la reactivación económica por la crisis del coronavirus, un plan que sólo de la Consejería de Fomento, Infraestructuras y Ordenación del Territorio recoge una inversión de más de 100 millones de euros en la provincia de Almería.

Satisfacción en Roquetas de Mar

El Ayuntamiento de Roquetas de Mar ha recibido con gran satisfacción la noticia de la licitación de la obra para la construcción de la nueva lonja del puerto por parte de la Junta de Andalucía. “Un proyecto muy deseado y muy necesario para el sector pesquero, que lleva décadas trabajando en una lonja totalmente obsoleta y sin espacio”, valora la concejal de Presidencia, Agricultura, Pesca, Comercio, Pymes y Mercadillos, Rocío Sánchez.

La edil roquetera subraya así “el compromiso de las Consejerías de Fomento y de Agricultura, Pesca, Ganadería y Desarrollo Sostenible, que durante los últimos dos años han trabajado de forma intensa para que este proyecto sea una realidad en Roquetas de Mar”. Un proyecto que se ha redactado además “contando con el sector, con cuyos representantes se han reunido varias veces los técnicos de la Junta de Andalucía, y con el propio Ayuntamiento de Roquetas de Mar”.

De hecho, el objetivo de ambas administraciones es que este proyecto no solo proporcione unas condiciones dignas para la comercialización de la pesca, sino que también busca potenciar el valor cultural e histórico del puerto de Roquetas de Mar y su entorno. Para ello, se incluye la reurbanización de una gran superficie en la ribera sur y el entorno del Castillo de Santa Ana que favorece la integración de las instalaciones con su entorno urbano, el llamado “puerto-ciudad”.

La propia Lonja se ha concebido como un atractivo turístico y será visitable, además de integrar una zona de restauración en su parte superior. “Un diseño que será pionero en Andalucía y un referente para el resto de puertos como muestra del modelo que quiere impulsar la Junta de Andalucía”, tal como se indicó en la presentación del proyecto.

“La nueva Lonja de Roquetas de Mar y su integración con el entorno del puerto y el Castillo cumple con el objetivo de abrir las instalaciones pesqueras a la ciudad sin perder su funcionalidad, lo que dará un fuerte impulso tanto al sector pesquero, dando a conocer la calidad del producto local, como al turístico, en un momento en el que todos los esfuerzos son pocos para potenciar la actividad económica”, resalta la responsable municipal de Pesca.

El presupuesto base de licitación es de 2.286.201,07 euros iva incluido y cuenta con un 80% de financiación de fondos europeos FEDER (Fondo Europeo de Desarrollo Regional). El inicio de su construcción está previsto para el segundo semestre de 2021 y tiene un plazo de ejecución de doce meses.

Rocío Sánchez recuerda que una de las novedades de la nueva lonja será su ubicación, en la dársena pesquera y frente al Castillo de Santa Ana, “lo que pondrá en valor este emblemático entorno y dará vida a la ciudad”. El diseño ha contemplado así su integración en el paisaje urbano y el uso de materiales sostenibles.