05Diciembre2021

Está aquí: Almería Información > Actualidad > Sucesos > La Guardia Civil investiga a dos personas por conducción temeraria
18 Noviembre 2021 Escrito por 

La Guardia Civil investiga a dos personas por conducción temeraria

La Guardia Civil localiza y detiene a un conductor por supuesto delito de conducción temeraria tras la publicación en una red social. Dos de sus ocupantes se encontraban sentados en las ventanillas traseras, con parte del cuerpo fuera del habitáculo. Por otro lado, también investigan al conductor de un turismo por circular en sentido contrario y ausentarse del lugar del siniestro. El conductor circulaba bajo la influencia del alcohol.

 

El Grupo de Investigación y Análisis de Tráfico (GIAT) del Subsector de Tráfico de La Guardia Civil de Almería, culmina la investigación de los hechos publicados en el perfil oficial de una red social “FACEBOOK” por un conductor anónimo, ocurrido el día 31 de octubre a la altura del PK. 435 de la autovía A-7 sentido Almería.

 

La investigación comenzó, tras detectar un video subido por otro conductor a la red social, denunciando la circulación de un vehículo sin identificar, con dos de sus ocupantes sentados en las ventanillas de las puertas traseras, con parte de sus cuerpos fuera del habitáculo, a la vez que circulan por la A- 7 a la altura de Aguadulce junto a otros vehículos, siendo adelantado en ese momento por un furgón.

 

Del estudio minucioso de las imágenes grabadas la víspera del día 1 de noviembre “Festividad Día de todos los Santos”, se consigue la identificación de la marca y modelo del vehículo implicado y que correspondía a un Audi A3 propiedad de un vecino de la zona de Huercal Overa (Almería).

 

Tras entrevistarse con el propietario del vehículo identificado, éste reconoció los hechos, aportando datos de los ocupantes del vehículo que le acompañaban, que resultaron ser dos menores de 17 y 16 años vecinos también de la localidad de Huercal Overa.

 

Por estos hechos, el conductor podría ser condenado hasta a las penas de seis meses a dos años y privación del derecho a conducir vehículos a motor y ciclomotores por tiempo superior a uno y hasta seis años.-

Las diligencias fueron entregadas a los Decanatos de los Juzgados de Almería.

Conduce por Vera en sentido contrario

La Guardia Civil investiga a un conductor, de 24 años de edad, por un delito de conducción temeraria y otro contra la seguridad vial por conducir bajo la influencia de bebidas alcohólicas, tras circular durante más de cuatro kilómetros en sentido contrario y sufrir un accidente provocando daños en la vía.

Sobre las 08:00 horas, se recibe llamada telefónica informando de la ocurrencia de un siniestro vial en el km 9’200 de la carretera A-352, entre las localidades de Vera y Garrucha (Almería), constatando que el único turismo implicado había colisionado contra la bionda dándose su conductor a la fuga campo a través al ver a la patrulla de motoristas de la Guardia Civil.

Inmediatamente se establece un dispositivo de búsqueda por los alrededores, y tras unos minutos, es localizado oculto en un lugar próximo, siendo trasladado a las dependencias de la Guardia Civil de Vera donde se realizan las pruebas de alcohol y droga dando un resultado de 0’68 mg/l de alcohol en aire espirado.

Así mismo, tras las gestiones realizadas, se obtienen imágenes y vídeos grabados por otros conductores, donde se observa la circulación del vehículo en sentido contrario creando un grave riesgo, por lo que se procede a investigar al responsable por los delitos de conducir bajo la influencia de bebidas alcohólicas y conducción temeraria, instruyendo las correspondientes diligencias que son remitidas a la autoridad judicial.

Una de las respuestas a esta grave situación en el tráfico viario es, principalmente, la concienciación de la sociedad a través de la educación vial en el ámbito escolar, familiar e incluso sanitario, de que alcohol y conducción supone un potencial riesgo para la vida e integridad física de las personas, pudiendo derivar tal acción en graves responsabilidades administrativas y penales.

Por estos hechos, el investigado podría ser condenado hasta a las penas de seis meses a dos años y privación del derecho a conducir vehículos a motor y ciclomotores por tiempo superior a uno y hasta seis años.